El agente del Ministerio Público de la Fiscalía de Distrito zona norte, acreditó ante un Juez Especializado en Justicia Penal para Adolescentes, la responsabilidad penal de un menor de edad por los delitos: Homicidio y Homicidio calificado en grado de tentativa, sucedidos en el fraccionamiento Senderos de Occidente.

Juárez, Chih., Los hechos por los que el menor de iniciales J. I. O. M., fue juzgado,
sucedieron la tarde del 27 de agosto del año 2019, cuando en compañía de
diversa persona acudió a una vivienda ubicada en el cruce de las calles
Senderos del Pedregal y Senderos del Cascajo, donde dispararon armas de
fuego y privaron de la vida a Armando Paredes Pedroza.

Posteriormente abordaron un vehículo en el que se dirigieron a la vivienda
ubicada en las calles Sendero del Grano y Sendero de Occidente, del mismo
fraccionamiento, donde tocaron la puerta de la vivienda y le dispararon a la
persona que abrió.

Estando en el interior de la casa, ubicaron a otra persona y accionaron sus
armas de fuego en contra de un menor de edad el cual perdió la vida de
manera instantánea.

El trabajo realizado por el agente del Ministerio Público, peritos en
criminalística de campo, peritos en balística y médico legista, así como del
grupo interdisciplinario de inteligencia, logró determinar la identidad del
menor J. I. O. M y su participación en el homicidio.

Las pruebas presentadas por el agente del Ministerio Público de la Unidad
Especializada en Justicia para Adolescentes, fueron determinantes para que el
juzgador dictara el resolutivo que establece la responsabilidad penal del
adolescente a quien se le impuso una penalidad de cinco años en
internamiento.